domingo, 27 de diciembre de 2009

REFLEXIONES con la gente de la calle


Vida en las calles


José Guevara

La vida en las calles… Para estas pequeñas personas debe ser más difícil que para nadie más. ¿Alguien se detiene a reflexionar el hecho de que estamos hablando de seres humanos?


Ah, pero cómo resultan molestos, especialmente los niños y niñas. Sí, son molestos porque nos recuerdan que una sociedad que se permite este espectáculo no puede estar bien. Tiene que estar enferma. Ah, pero qué molesto es que nos lo recuerden.


Se acerca un pequeño, inmediatamente otro y enseguida una pequeña. Piden la Navidad. ¡Pero si ya le di a tu hermanito! ¿Qué estos niños piensan que soy una beneficencia? ¡Que aprendan a compartir con sus hermanitos! Claro, claro, eduquemos a los niños en la solidaridad, generosidad y austeridad.


Ya me veo como un ciudadano ejemplar, como aquél que va con las manos llenas de bolsas de todo aquello (superfluo) que ha comprado hace unos instantes. Vienen estos niños a pedirle algo. Y ni los mira, porque mirarlos es recordar o tener conciencia por un instante. ¿Quién quiere la experiencia de ser consciente? Todos prefieren la fábrica de sueños para evadirse.


Del otro lado del mundo. Esto es, no del otro lado del planeta ni del universo, sino del otro lado de la experiencia humana, está la sociedad adquisitiva. Claro, del otro lado de los muros de los centros comerciales, esto es, dentro de éstos, hay ropa y comida en abundancia. Como dijera algún filósofo, hoy los niños mueren de hambre ante graneros repletos de semillas y mueren de frío ante fábricas enteras de ropa.


Y bueno, lo sorprendente es que el mundo no se detiene ante estos contrastes, no se detiene ante estas contradicciones que cobran vida y dolores. Porque, lo que más me sorprende, es que esos niños despreciados son precisamente eso, niños. Esto es, son seres humanos. Debe haber algo quebrado en nuestro interior para nunca reparar en este hecho. Es decir, preferimos que un niño no tenga infancia, con tal de no detener la masiva producción en nuestras fábricas de sueños.


Veo a esa pequeña de perfil, está volteando a ver a quién le pide dinero, está atenta a ver a quien más le pide dinero. Le veo la mejilla y es redonda, como de toda niña pequeña. En su oreja lleva un pequeño arete y tiene un pasador en el cabello. ¿Qué la hace diferente de la niña que vive en el otro extremo de la experiencia humana? ¿No acaso todas las niñas y niños nacen un tanto parecidos? Los bebés y niños pequeños se parecen más entre sí de lo que los adultos se parecen entre sí.


Así que a la niña, alguien le puso aretes y algún pasador para sostenerle el cabello. ¿Quién se lo puso? Allá a lo lejos una persona que ha de ser la madre. Sí, eso es, la madre. De modo que estamos hablando de una familia. Pero, desde que tengo memoria, las familias viven en casas. Sí, para eso se construyen las casas, para las familias.


Un momento. Esa persona que es la madre de estos pequeños podría ser mi madre. Imaginemos por un momento que es mi madre. ¿Qué sentiría yo si mi madre está así de acabada, pidiendo limosna en una esquina? Pero las madres no hacen eso. Yo no recuerdo que eso sucediera cuando fui pequeño. Entonces por qué aquí tenemos una familia entera pidiendo limosna. ¿Es que son de otro planeta?

En realidad son de otro mundo. En realidad, son de otra realidad. Pero, en realidad son parte de nuestra realidad. Para todo hay una solución, y aquí la estrategia es entenderlos como marginales. Están fuera de nuestro mundo, del mundo de los que comemos tres veces al día y dormimos bajo techo. No son nuestra responsabilidad, nosotros a duras penas podemos con nuestras cuentas. Así sea. Una familia completa en la calle, en la mendicidad. Nada nuevo.


No deja nunca de sorprenderme que estemos hablando de seres humanos. Y lo sorprendente es que me sorprenda. Creo que se debe a que nos acostumbramos a verlos como diferentes (¿inferiores o menos importantes?) a nosotros. Sin duda, menos importantes que nosotros. Sólo así es entendible que no nos sorprenda encontrar a un igual en condiciones tan lastimosas, humillantes. Debiera ser lo más normal sentirse sorprendido ante semejante cuadro denigrante.


Para un pequeño debe ser destructivo ver a su madre completamente vulnerable e inerme. Para una madre debe ser doloroso ver a su pequeño completamente sin futuro. Para un ciudadano debiera ser intolerable este cuadro. Sin embargo esto último no se cumple. Pero son seres humanos. Conozco padres y madres de familia. Al menor incidente acuden a sus pequeños. Se preocupan de que no estén en la calle; no se bajen de la banqueta; que estén limpiecitos; que no sientan frío; que nadie los mire feo, ni agresivamente ni groseramente. Pero a aquellos otros pequeños les sucede todo eso y más. Pareciera como si no tienen derechos. O al menos, no los mismos derechos que los niños que conozco.


Así que ahora se dirime el asunto en cuestión de derechos de los niños. O bien, en la cuestión de las garantías para los niños. La discusión termina siendo académica, en foros, coloquios, conferencias y páneles. Nunca es política, nunca entra en una discusión de acciones. Pienso que esto se debe a que estas personas en situación de calle (clasificación que se les da para atenuar la conciencia) no son consideradas realmente como personas con todo derecho. Pero más importante que los conceptos legales y formales, no son consideradas seres humanos. No nos sentimos hermanados con su dolor y su indigna existencia. No son nada para nosotros, excepto una molestia para muchos y un objetivo académico para pocos.


¿Hasta qué punto podemos hablar de sociedad cuando una familia entera vive como los animales?


Imagen: Alecs Ortiz

miércoles, 23 de diciembre de 2009

ENSAYO sobre mujeres


Mujeres en la Historia

Por Mayra E. Cortez López

Profesora de Historia y Estudiante del 7º Semestre de Sociología en la UV

INTRODUCCIÓN

El presente trabajo busca hacer un recuento del papel de la mujer mexicana a lo largo de la historia de nuestro país. Se abarcará desde la época prehispánica hasta los años posteriores a la revolución. Si bien es cierto, hay pocas mujeres que destacan, hay un centenar más de las cuales se ignora de qué forma, en qué y cómo han participado.


Se enumerarán a mujeres como a Malinali, Juana de Asbaje, Josefa Ortiz, Leona Vicario, Altagracia Mercado, Carmen Serdán, entre otras, que han dejado un legado importante para las mujeres de este país e incluso como ejemplo o inspiración de otras. Si bien es cierto, la encomienda que tuvieron no fue sencilla cumplieron e hicieron lo necesario para alcanzar su propósito.


Como conspiradoras, enfermeras, cocineras, e incluso con sus recursos económicos a estas mujeres apenas se les recuerda y es hasta la actualidad que se da valor a sus actos, esto debió ser desde un principio, con el solo hecho de ser mujeres que se preocuparon no solo por ellas y su familia sino por toda una nación radica su importancia.


De un estatus medio alto o alto, estas damas tomaron el fusil y comenzaron a revolucionar la postura de las mujeres, ésta no solo está para la cocina, el cuidado de los hijos y atender a su marido, dejaron más que ello e incluso hacer a un lado a sus familiares para poder emprender la hazaña más grande de su vida, no solo era protagonizar un evento o darle difusión sino dar un poco y desprenderse de si mismas.


Si bien es cierto, a pesar de todo esto siguen habiendo miles de mujeres maltratadas, psicológica, moral, económica y en otros rubros, han sido para dejar un ejemplo de las generaciones futuras y continuar la lucha desde la trinchera que cada mujer desee tomar.


DESARROLLO

Las mujeres poseen el poder del subalterno,

del dominado. Desde la especialización en

un pequeño ámbito de la vida y el mundo,

descubren y despliegan su fuerza.

Marcela Lagarde


La historia de nuestro país ha sido muy rica desde los primeros años en los que el hombre vino a asentarse en el territorio que se conocía en el México prehispánico como Mesoamérica, sin embargo, es nuestra misma historia la que está llena de héroes, superhombres, protagonistas, y demás de género masculino haciendo a un lado el papel del género femenino que siempre ha estado presente. Desde la antigüedad la mujer ha sido insistentemente considerada inferior al hombre y confinada al ámbito privado, al silencio y a la discreción. (Gutiérrez, 1978:40) Por esto, comenzaremos echando un vistazo (groso modo) a la época prehispánica, seguida de la época de independencia, la época revolucionaria y unos años posteriores a ésta.


Durante la primera época, se destaca una mujer que por muchos fue vista como una traidora, la conocían como “Malinche” o “Malinali” o “Marina” como los españoles la llamaban. Fue la intérprete y madre de un hijo que tuvo con Hernán Cortés, sin embargo, de lo que pocas veces se hace referencia es que ésta mujer fue esclavizada y utilizada para que los conquistadores alcanzaran su propósito. Ella pertenecía a una familia de nobles por lo que, tenía ciertas oportunidades que no todas podían obtener, sin embargo, después de que sus padres la vendieron, en su calidad de esclava ella aprendió Maya, Náhuatl y Español. (Gonzales, 2002:190)


Esta intervención de “Marina” permitió que los españoles alcanzaran su meta. Pudo hacer que tuvieran como aliados a los cempoaltecas y a los tlaxcaltecas y así terminar con la opresión mexica. Sin embargo, al final Cortés, una vez que la “utiliza” decide dejarla ya que era una mujer indigna de un caballero respetable y dueño de sus propias encomiendas.[1]


Otra mujer controversial fue Juana Inés de Asbaje y Ramírez de Santillana, era hija de padre vasco y madre mexicana, también conocida como “la décima musa” quien para poder tener mayor conocimiento optó por tomar los hábitos y ser una monja de las Carmelitas descalzas. Una vez que pudo comenzar a estudiar (solo pudo obtenerlo de dos maneras: vistiéndose de hombre para ir a la universidad y siendo monja) donde una vez teniendo el conocimiento se atrevió a defender su epístola autobiográfica en la que enarboló los derechos de la mujer y en su respuesta a sor Filotea.[2]


Aunque Carole Vance (1984) dice que el órgano más importante de los seres humanos está entre las orejas, es decir, nuestra mente. La sexualidad involucra nuestras creencias, ideologías e imaginación, tanto como el cuerpo físico. (Weeks: 177) lo que es cierto es que, “La Décima Musa” tuvo que sacrificar y hacer a un lado sus atributos femeninos para poder tener un acercamiento al conocimiento. Sus comportamientos sexuales femeninos fueron cambiados por unos masculinos y hacer parte de su vida la religión y poder levantar su voz mediante sus escritos de esta manera.


En la época de la lucha de independencia, destacan muchas mujeres, algunas como Josefa Ortiz Girón, María Soledad Leona Camila Vicario Fernández de San Salvador, Gertrudis Bocanegra, Altagracia Mercado, Luisa Martínez, por mencionar algunas. Irónicamente la primera es más conocida como Josefa Ortiz de Domínguez, pues era la “esposa del Corregidor de Querétaro” aunque tuvo una participación similar a la de éste, se convirtió en su sombra al recordarla con ese nombre o sobrenombre, el sexo aparece como determinante de nuestras personalidades e identidades. (Weeks: 179)


Una de muchas características que comparten estas mujeres es que la mayoría tenía una posición económica media alta, ya que sus orígenes eran criollos además de pertenecer a cierto grupo de donde se originó este movimiento, lo que permitió que:

…sus instintos se pudiesen manifestar libremente, entonces las enfermedades sociales podrían ir desapareciendo (…) la “liberación sexual” ofreció una posibilidad para desafiar al opresivo orden social y se mostró como un elemento clave de la batalla por el cambio social (Weeks: 183).


En distintas ocasiones, como en el caso de Altagracia Mercado, dispuso de su dinero para poder solventar los gastos de los enfrentamientos otorgando a los combatientes del movimiento cuidados y alimentación, armamento con el que combatieron cuerpo a cuerpo con el ejército realista, pero al mismo tiempo se consideraban inofensivas siendo estas las que llevaban información, en su calidad de “mujeres” eran inofensivas aunque fueron una pieza clave para la consumación de la misma.


Siguiendo con el ejemplo, en una ocasión “La Heroína de Huichapan” formó un ejército y lo encabezó ella misma. Varias veces derrotó a los realistas, aunque en un encuentro desafortunado su ejército sufrió tantas bajas que los pocos sobrevivientes se dispersaron. Ella continuó luchando y, sola, resistió hasta que la capturó el enemigo. El valor femenino causó tanto asombro a los jefes españoles que ordenaron que no fuera fusilada (como era la costumbre) sino puesta en libertad, porque, dijeron, "mujeres como ella no deben morir".


Los mismos españoles reconocieron su valor como fémina, posiblemente si fueran del ejército insurgente ni lo hubieran percibido. El poder de las mujeres emana de la valoración social y cultural de su cuerpo y de su sexualidad. Foucault (1980:32) en Marcela Lagarde y de los Ríos. (1997).


A pesar de los tiempos que corrían y del machismo que era imperante, estas heroínas tuvieron carácter y mucha decisión; dejaron como legado lo que fueron capaces de hacer en su “condición de mujeres”. Muestran la perfección que alcanzaron al realizar hechos heroicos con personalidad suficiente para sobresalir en un mundo de hombres. De ahí la diferencia que menciona Foucault: las clases están formadas de hombres y mujeres, y las diferencias de clase y estatus pueden no tener el mismo significado para mujeres que para hombres. El género es una división crucial.


Otra fémina que no debe pasarse por alto en este recuento, fue una que durante la época porfirista con toda valentía enfrentó al ejército enemigo, pues estaba a favor de la campaña antireelecionista y maderista: María del Carmen Serdán, poblana de nacimiento y quien estuvo muy involucrada en el movimiento.


La narración de la hazaña fue más o menos la siguiente:

…la casa de la familia Serdán, en la calle de Santa Clara, en Puebla, fue atacada por fuerzas del ejército federal y de la policía estatal. Con valentía y rifle en mano salió al balcón de la casa para arengar al pueblo, acto en el que resultó herida. Al cesar la resistencia dentro de la casa, Carmen, su madre y la esposa de Aquiles Serdán fueron apresadas y enviadas a la cárcel de La Merced, y después al hospital municipal de San Pedro. (Arredondo, 1991: 421)

De forma clandestina, dedicaba las noches a pegar propaganda contra la dictadura de Porfirio Díaz y a repartir pólvora y dinamita entre los inconformes, elaboraba bombas y hacia transacciones para la compra de rifles y pistolas para proveer de armas a las fuerzas revolucionarias. En sus actividades secretas tuvo el seudónimo de "Marcos Serratos". Cada mujer desarrolla de manera diferencial, como todos los oprimidos, el potencial de poder surgido de lo que da al opresor. (Lagarde 1997:199)


Las siguientes en analizar son las que conocemos como “Adelitas”, fueron valientes, aguerridas y solidarias que se destacaron durante y posteriormente a la Revolución Mexicana, tanto las que lucharon en el campo de batalla de uno u otro frente, como las que se quedaron en casa, muchas veces solas al cuidado del patrimonio y de los hijos, todas eran sufridas y a pesar de ser valientes en la lucha, con su pareja eran sumisas.


El arquetipo femenino más exaltado de ese tiempo es el de la mujer que marcha detrás y debajo del hombre, ellos a caballo, ellas a pie, cargando utensilios de cocina, víveres y niños. Foucault lo llama sociedad disciplinaria, la cual es característica de las formas modernas de regulación social, de una sociedad de vigilancia y control.


Sin embargo, no todas las soldaderas usaban armas y combatían. Muchas de las mujeres de la revolución se dedicaban a cocinar y curar heridos (roles ya establecidos de acuerdo a su género). Pero en algunos casos sucedía que si su hombre moría, ellas tomaban el uniforme y el arma de su difunto para unirse a las fuerzas de combate. La mayoría de las tropas tuvieron una soldadera famosa, incluso capitanas y coronelas. Las más famosas por sus corridos son, “La Coronela”, “La Valentina” y “La Cucaracha”. Los teóricos de la filosofía política argumentan: hay una separación entre lo privado y lo publico, donde a las mujeres se les deja el espacio privado en razón de su función reproductiva (como solía suceder en cada guerra que había) (Gómez 2001:5)


Los cambios hechos por las mujeres revolucionarias sólo fueron el preámbulo de una nueva clase de mujeres que sobresalen en la historia de México, se atrevieron y buscaron nuevas formas de relación, entre hombre y mujer, años después, comenzó la lucha a favor de los derechos de las mujeres. La precursora: Laureana Wrigth González quien en 1884 tenía en la ciudad de México una revista: Violetas de Anáhuac, sólo escribían las mujeres y desde un inicio se planteó abanderar la equidad entre los géneros (Sifuentes 2009:69).


Así fue como se organizó y ganó terreno en el Primero Congreso Feminista el 13 de enero de 1916 en Yucatán, donde se exigió el voto para todas las mujeres. En 1923 tras el Primer Congreso Nacional Feminista organizado por la Sección Mexicana de la Liga Panamericana de Mujeres se expidió un decreto en el que se concedía a las mujeres de su estado el derecho a votar y ser elegidas en las elecciones municipales, Arendt le llamaría pluralidad.[3]


Fue hasta 1935 que las mujeres participaron en las votaciones internas del Partido Nacional Revolucionario, en 1937 Lázaro Cárdenas envió una iniciativa de reforma al Artículo 34 de la Constitución a la Cámara de Senadores para que las mujeres pudieran obtener la ciudadanía. El 17 de octubre de 1945 se publicó en el Diario Oficial la enmienda al Artículo 34:


“Son ciudadanos de la República los varones y las mujeres que, teniendo calidad de mexicanos, reúnan, además, los siguientes requisitos: haber cumplido 18 años, siendo casados, o 21 si no lo son, y tener un modo honesto de vivir”. Y fue en las elecciones del 3 de julio de 1955 que las mujeres pudieron acudir a las urnas a emitir su voto. (Sifuentes 2009:72).


Ante esta nueva postura, Arendt dice que no implica una degradación, en lo privado, sino que, habrá la oportunidad de que en ese espacio se reproducirán los individuos y se generarán nuevos valores éticos que nutran la práctica política, al permitir la difícil relación entre los seres humanos. (Gómez 2001:11)


Esta oportunidad de “otorgar voz y voto a la mujer” impulsó a que diversas mujeres de distintas profesiones, lugares de origen, edad, estatus social, siguieran destacando en diversos rubros. A pesar de ello se ha ido superado una mínima parte de lo mucho que han realizado distintas mujeres. Existen ahora uniones de mujeres con hombres vanguardistas que buscan una manera distinta de relacionarse, con disposición al cambio, a la adaptación de este mundo postmoderno.


La mayoría de los países occidentales, el ideal es la asociación igualitaria entre hombres y mujeres, con la idea de una relación comprometida como el núcleo de una vida familiar mutable, solo se ha quedado en ello, “ideal”. La familia en sí misma, está cambiando, volviéndose una institución menos firme y jerárquica y más basada en un orden negociado. (Weeks: 207)


CONCLUSIONES


Como se ha leído en este breve ensayo, las mujeres han tenido una gran participación en distintos momentos desde la época prehispánica hasta la actualidad. Desde ser traductoras, conspiradoras, guerreras, enfermeras, cocineras, entre otras ocupaciones que han tenido. Todas de una u otra forma han marcado la historia de nuestro país.


Este proceso de socialización que tomaron estas y otras mujeres fue importante ya que, por medio de sus familias fue que ellas adquirieron características (normas, valores y símbolos) donde se desenvolvieron en cierto marco cultural determinado. Tal fue el caso de las mujeres que participaron en la independencia o el caso de Carmen Serdán, en donde sus esposos o hermanos pertenecían a un grupo de criollos o antireelecionistas asumiendo así una postura insurgente y de apertura al cambio.


Sin embargo, pese a su excelente participación en cada momento, siempre se ha estado bajo la sombra de un ser masculino, algunas se han caracterizado por ser la esposa de…, pertenecer a una familia acomodada, e incluso verse interesada porque su hermano, esposo, padre se involucró en alguna revuelta o simple y sencillamente porque tenía hambre de venganza y decidió aliarse con sus enemigos. Lagarde (1997:177) diría que se trata de un complejo de determinaciones y características económicas, sociales, jurídico políticas y psicológicas (…) de los contenidos específicos de ser mujer o ser hombre.


Lo interesante de estas mujeres es que pese a su destacar y en base a lo que realizaron en su momento, la mayoría de ellas logró realizarse como madres, esposas y la mayoría llegar a ser unas mujeres ancianas. Este aspecto es importante recalcar, pues la base universal de la existencia del ciclo de vida está, indudablemente, basada en hechos biológicos antes que sociales (…) pasa por etapas vitales que le levan hasta la muerte. (Bodoque 2006:1)


Sólo se ha mencionado cómo han participado y cómo han sido involucradas en algún evento, de lo que carece el presente es sobre la vida privada que tenía cada una de ellas, cómo pasaron a lo público, a ser heroínas, altruistas, pioneras y seguir siendo la sombra o la propiedad de alguien más.


BIBLIOGRAFÍA

¨

Arendt Hannah. Lo público y lo privado en el discurso político de Hannah Arendt. Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo.

¨ Arredondo Muñozledo Benjamín. (1992) Historia Universal Contemporánea. Editorial Porrúa, México D.F. 548 pp.

¨ Bodoque Yolanda Tiempo Biológico y tiempo social. Universidad de San Antonio, Murcia

¨ Marcela Lagarde y de los Ríos. (1997) Los cautiverios de la mujeres: Madresposas, monjas, putas presas y locas. México D.F., UNAM colección posgrado

¨ Sifuentes Gerardo. (2009) México al extremo. Revista Muy Especial (de la revista Muy interesante) Año 26, No.57 Fecha de publicación: 12 noviembre 2009.

¨ Weeks Jeffrey. La construcción cultural de las sexualidades. ¿Que queremos decir cuando hablamos de cuerpo y sexualidad? México. El Colegio de México, pp 175-198

MESOGRAFÍA

8 González Cristina. (2002) Doña Marina, la Malinche y la formación de la identidad mexicana

http://books.google.com.mx/books?id=eycmUTXxOo0C&pg=PA181&dq=la+malinche#v=onepage&q=&f=false Fecha de consulta: 20 Nov. 2009.

8 De la Cruz Sor Juana Inés (2006) Respuesta a Sor Filotea http://books.google.com.mx/books?id=mKv3dj_vzKsC&printsec=frontcover&dq=sor+juana+in%C3%A9s+de+la+cruz#v=onepage&q=sor%20juana%20in%C3%A9s%20de%20la%20cruz&f=false Fecha de consulta: 21 nov. 2009.

8 Tapia Paniagua Margarita. Redefiniendo la pareja http://www.psicologia.umich.mx/downloads/UarichaWeb/Uaricha4/Revalorandolahistoriaredefiniendolapareja.pdf Fecha de consulta: 21 nov. 2009.


[1] Al respecto, Lagarde dice: Son los principios que las mantienen en la dependencia (el cuerpo y la sexualidad) y son también los espacios en los cuales se funda y se desarrolla la opresión que totaliza sus vidas, como grupo social y como particulares. (1997:200)

[2] De la Cruz Sor Juana Inés. Respuesta a Sor Filotea. Pág. 5

[3] Arendt lo toma como rasgo determinante de la humanidad y el único rasgo de identidad afín a las múltiples formas de organización política que puedan existir, y la “natalidad” como la posibilidad intrínseca del hombre para “comenzar de nuevo” nos hace encontrar en sus planteamientos una promesa de reconfiguración de los contenidos atribuidos a cada esfera.


Imagen: Alecs Ortiz

viernes, 18 de diciembre de 2009

ARTÍCULO sobre la cultura cubana

La OMNIpotencia del Amor

Armando Chaguaceda

Estudiante de doctorado en la Universidad Veracruzana

OMNI members and collaborators.

OMNI: miembros y colaboradores.

Cuando los conocí hace varios años, en nuestra comunidad de Alamar, no acertaba comprenderlos.

A mi mente, entrenada para los rigores de la academia, el arte contemplativo y la militancia tradicional, le parecían medio locos aquellos “negros hippiosos” vestidos de túnicas, con faldas y a veces con turbantes o cascos de constructor en sus cabezas que paraban el tráfico y a los transeúntes… con sus performances irreverentes…sus meditaciones dentro de aquella multicolor casa-taller…y su entrega al caos creativo, justo a la vista de todo el mundo.

“Que aspecto tienen” decía una anciana vecina, “sí, están raros pero hacen cosas por los jóvenes de aquí…que no tienen nada que hacer..sólo sexo, reggaetón y ron” señalaba su sobrina, activista comunitaria. Desde esos días los OMNIs irrumpieron en mi vida como una aplanadora de prejuicios.

Siempre agradeceré a una amiga habernos presentado. Poco a poco fuimos construyendo una amistad intermitente…juntos compartimos la espera del Año Nuevo en un Festival capaz de desterrar, poesía mediante, los hatos marginales de nuestro barrio, juntos “le entramos” a simposios de Hip Hop, coloquios de pensamiento, talleres literarios.

OMNI Graffiti

OMNI Graffiti

Con ellos comprendí, entre refresco aguado y panes indescifrables, los “otros ritmos posibles” de la articulación y el diálogo entre proyectos culturales….de las formas alternativas de gestar el consenso y aliviar los conflictos, sustentadas en un canto de paz silente, íntimo, que deriva de un profundo sentido de compromiso con su comunidad y la tierra toda. Sentí admiración por su cubanía, huérfana de declaraciones de lealtad y manifiestos rimbombantes…

OMNI-Zona Franca

El pasado día 11 de diciembre, producto de un conflicto con el Ministerio de Cultura, OMNI-Zona Franca perdió el amparo de la institucionalidad oficial. Frente a su Taller en la Galería de Alamar, se congregaron policías, ambulancias y personas excitadas, que estaban todas ¿convencidas? ¿confundidas? de que OMNI-Zona Franca es un grupo “político.”

OMNI, taller de poesia

OMNI, taller de poesia

Los artistas transmitieron por teléfono una declaración donde enfatizaban que su única política era la poesía, la amistad y el amor. No obstante, frente a las autoridades se declararon herederos de los mártires revolucionarios cubanos de 1953: “por eso para sacarnos del taller, habrá que matarnos primero.”

Conminados bajo presión a abandonar el local, los integrantes decidieron salir voluntariamente y sostener un diálogo posterior con las autoridades sin aceptar desmovilizarse ni clausurar su festival.

Este lunes, 14 de diciembre de 2009, el poeta Luis Eligio PM Cafria –uno de los coordinadores del proyecto OMNI-Zona Franca- confirmó telefónicamente que el Festival se inaugura a las 5 pm en los espacios privados (casas, garajes) de los miembros del colectivo. Asistirán poetas de La Habana y de otras partes de Cuba.

Según reportes vecinos de la comunidad no entiende las acusaciones contra el grupo y mantienen su reconocimiento a los mismos. Las actividades deben culminar como siempre el día 30 de diciembre. Llegue este texto saludo de quienes permanecemos en vigilia solidaria ante los destinos de esta hermosa experiencia.

Por todo eso hoy me estremece tanto su destino….y no puedo eludir acompañarlos. Porque lo que nos une es el destino de sueños compartidos en torno a una patria y un mundo mejor, donde quepamos todos…acosados por sombras perversas y cobardes y defendidos-tan solo- por nuestra solidaridad y la omnipotencia del amor.